Friday, January 21, 2005

Día 7...en contra del sentido común

Tengo la costumbre de cortarme el pelo en peluquerías de caballeros, llego, saludo, me siento, espero 10 minutos y me cortan el pelo, charla de fútbol, chascarrillo político, y opiniones sobre el estado de la nación,..10 euros más tarde salgo por la puerta con el pelo cortadito y con la conciencia tranquila pensando que el peluquero y yo podríamos solucionar todos los problemas de este pais. Pero esto va a cambiar.
Una amiga me comenta que una conocida suya ha abierto una peluquería para mujeres y hombres, añade que me pilla cerca de casa, a mi como que siempre me ha dado un pco de corte cortarme el pelo en una peluquería llena de mujeres, no sé porqué, la verdad. Con el pelo lavadito y bien limpito voy a la peluquería de la conocida de mi amiga. Entro y digo lo que quiero, “vengo a cortarme el pelo”, es evidente, pero ¿qué tendría que decir sino?. Un “Lecturas, dos “Holas” (uno de ellos era un especial moda invierno) y una llamada de telefóno después, me invitan a sentarme en una de esas sillas con ducha, de esas que te sientas cómodamente y te lavan el pelo, un pedazo de invento q te cagas. Entiendo que me quieren lavar el pelo, yo avergonzado respondo que sólo venía a cortarme el pelo, la chica amablemente y con una sonrisa que parece que va estallar de la risa me contesta que de todos modos me lo lava, para que asi sea más fácil cortármelo. Aborchornado tomo posición en la silla-ducha, pero no puedo dejar de pensar que esta mañana me había lavado el pelo a conciencia, sabiendo que iba a ir a una peluquería regentada por chicas que están bastante buenas. Me empiezo a relajar al tiempo que noto el agua calentita caer por detrás de mis orejas, cuando me quiero dar cuenta, como que me quedo medio dormido. Esto dura poco, cierra el grifo y me seca el pelo, que bien secan el pelo las mujeres, que gustito. Me invita a acompañarla a otra silla, me arropa con el antipelos ese q siempre nos ponen y me pregunta como lo quiero, le respondo que cortito, pero no rapado, y nada de escalón en los lados. Mientras se afana en cortarme el pelo, me percato de que debería dejar de mirarla las tetas, es entonces cuando oigo, justo a mi izquierda, que gran hermano es peor que la isla de los famosos, y q este año Paula Vázquez está más delgada y muy afeada. Indignado se me pasa por la cabeza contestar a la señora y decirla que gran hermano es esencialmente bazofia de la cual me alimento, y que Paula Vázquez tiene un polvazo,me lo pienso dos veces, recuerdo donde estoy y me muerdo la lengua. Hora y media después desde que entré por la puerta, pago 15 euros, doy las gracias, me despido y apesar de que me ha cortado el pelo como ella ha querido, de que las revistas eran del mes pasado, y de que Paula Vázquez tiene el pelo teñido, salgo por la puerta pensando que la próxima véz vendré a este sitio.

4 Comments:

Blogger MiTH said...

Contesta a la señora la proxima vez... que mejor opinión que la que tú puedas aportar sobre Paula Vazquez va a haber en esa peluquería??

January 21, 2005 at 4:59 AM  
Blogger RUFUS said...

La verdad es que no te entiendo. dices:"le respondo que cortito, pero no rapado, y nada de escalón en los lados"

¿que tienes tú contra los escalones de los lados?

son la esencia de mi imagen individual y singular y igual que la Paula Vazquez es intachable (desde el punto de vista ormonal) hay peinados con menos prestigio del ke merecerian

January 21, 2005 at 9:39 AM  
Blogger Pigu said...

Dios mio Piko ke has exo??

Hacia un mes ke no pasaba y en 3 dias has puesto 3 post

xDDDDDDDD

Genial simplemente genial

Sigue así ;)

January 26, 2005 at 10:40 AM  
Blogger Kiraya said...

Nunca me gustó ir a la pelu, por eso, hasta el pasado Agosto llevaba años cortándomelo yo. Cuando era pequeñita (si esque alguna vez dejé de serlo) recuerdo que mi hermana y yo preferíamos ir al barbero, que también cortaba el pelo y no te hacía esperar mil horas ni te decía tonterías que lo único que hacían era interrumpir tus silenciosos pensamientos, el tío hacía su trabajo y listos, sin molestar con comentarios estúpidos.
durante la adolescencia descubrí una academia donde tenían a una chica sordomuda, me encantaba, trabajaba rápido, bien y en silencio, y nunca venía con chorradas de k si era una pena cortar tanto akella melenaza ni que se cansaba de secar, ni nada. Ideal, pero era una academia y claro, un día se fue, y yo también.
mi último corte es un especial MiTH (por cierto, me dijeron: "ohhh!!! te cortaste el pelo!! te queda muy bien así), que aunque dice algunas chorradas e interrumpe los silenciosos pensamientos de vez en cuando, ya es otra historia. :P

Salu2

January 28, 2005 at 1:37 PM  

Post a Comment

<< Home